El artista colombiano presentó el remix de Mala Mía junto a las cantantes Becky G y Anitta.

La versión original en su momento fue tildada por su letra machista, al igual que su video en el que Maluma estaba rodeado en una cama por muchísimas mujeres.

Ahora como respuesta a las críticas recibidas, Maluma cambia la postura y hace una especie de mea culpa en la letra del remix de “Mala Mía”, aprovechando a estas dos mujeres, representantes del girl power latino.