El mundo de la música, el cine y todas las artes está de luto.

David Bowie es una de esas personas a las que palabras como “ícono”, “leyenda” y “semidios” le quedan chicas. A lo largo de su carrera se mostró extremadamente capaz de hacerlo todo y ser muy bueno en ello, con una carrera musical inmensa y muy diversa, y pasos memorables por el cine y hasta los videojuegos.

Esta madrugada nos enteramos, a través de su hijo, el director Duncan Jones, que falleció a sus 69 años, luego de luchar contra el cáncer por más de un año y medio.

La familia anunció, a través de la cuenta oficial del músico, que murió en paz y rodeado de seres queridos, y pidieron por favor que se respete su privacidad en estos momentos difíciles.

Jones también comentó que iba a estar fuera de las redes sociales por un tiempo, y compartió una foto suya de cuando era niño, subido a los hombros del padre.

Bowie no paró de darnos magia un segundo, hasta su último disco. Blackstar, que salió esta misma semana.

 

Fuente: La Cosa Cine