El dinero no puede comprarte amor, pero sí puede hacer que se engrose tu colección de discos. El archivo y la memorabilia beatle se convirtió en un pozo sin fondo por demás atractivo -y muy costoso- para los fanáticos que quieren disfrutar de todos los lanzamientos que la banda hace año tras año.

Hoy se anunció que saldrá a la venta una caja de vinilos con los 22 singles ingleses que se editaron entre 1962 y 1970, más el simple de «Free As a Bird» y «Real Love», las dos canciones que se conocieron a mediados de los ’90 con la edición del proyecto Anthology.

Todas las canciones fueron remasterizadas para la colección y cada single tendrá en su portada una caratula internacional diferente de acuerdo a como fueron los lanzamientos en su época. Argentina está incluida y será la tapa del simple «Eleanor Rigby/Yellow Submarine», editado en 1966.

Quienes quieran adquirir la caja de vinilos tendrán que desembolsar la módica suma de 188 libras esterlinas, que a cambio argentino son 14.075 pesos, de acuerdo a la cotización del día.

Hace apenas unos días, Ringo Starr confirmó que Los Beatles querían seguir grabando después de Abbey Road: «Ninguno de nosotros dijo: ‘Está bien, esta es la última vez que tocaremos juntos’. Nadie dijo eso. Nunca sentí eso», le dijo el músico a BBC Music 6, en el marco de las entrevistas que está dando para acompañar la salida de su vigésimo disco solista, What’s My Name?.

En este nuevo álbum, el baterista contó con la ayudita de su amigo Paul McCartney, que tocó el bajo y agregó voces a la reversión de «Grow Old With Me», una de las últimas canciones que lanzó John Lennon antes de ser asesinado en 1980.