Fue en su propia tierra y, por eso es doble el orgullo herido. Luis Miguel fue abucheado durante un show que dio este lunes en el Auditorio Nacional del DF.

Olvidando la puntualidad, el cantante arrancó a cantar media hora después de la establecida. Y luego, durante el concierto salió varias veces del escenario. Incluso, no llegó a terminar algunos de los temas. Fue entonces que gran parte del público reaccionó con enojo, abucheándolo.

Enseguida, desde las redes sociales, también aparecieron las críticas y el repudio por la actitud del astro. Sin embargo, él siguió como si nada.

El público llegó al Auditorio con una actitud crítica y muchas personas reclamaron que les devolvieran las entradas. Y algunos de sus propios fans llegaron a denunciar también en las redes sociales que el cantante estaba ebrio cuando salió al escenario.

A todo esto, Luis Miguel estuvo dos horas en el escenario sosteniendo esta situación y al final del show, como lo hace habitualmente, lanzó flores blancas al público. Los más compasivos lo aplaudieron, pero el cantante no pudo evitar el abucheo de gran parte de la platea.

Luis Miguel viene de una racha complicada. Hace un mes, en el mismo escenario y en pleno show, el cantante se enojó con el equipo técnico por problemas con el sonido y hasta llegó a gritarle a uno de los sonidistas delante de todo el mundo.

Haciendo un poco de historia en lo que se refiere a papelones protagonizados en el escenario del “Sol de México”, uno de los peores ocurrió hace tres años. Fue en la ciudad de Mérida, en 2015, cuando dejó esperando durante una hora al público luego de lo cual, uno de los organizadores tuvo que salir a explicar que no iba a haber show porque Luis Miguel se había encerrado en una habitación.

Después de su paso por el Auditorio de la Ciudad de México, Luis Miguel sigue con la gira que lo lleva por Latinoamérica y los Estados Unidos.

​En la Argentina hará tres shows: el próximo 1 y 2 de marzo en el Campo Argentino de Polo y en Córdoba 26 de febrero en el Orfeo Super Domo. Pero no se descarta que sume otra función debido al furor que genera el cantante. (Clarín)