Hoy, lunes 17 de mayo, Luca Prodan cumpliría 68 años.

Apenas unos pocos días después, el sábado 22 de mayo es el aniversario número 35 del legendario álbum “Llegando los monos”, de Sumo, publicado originalmente en 1986.

“Llegando los monos” es el inolvidable disco que incluye grandes canciones como “Los viejos vinagres”, “Heroína”, “El ojo blindado”, “Que me pisen” y “Estallando desde el océano”.

Sumo se formó en el verano de 1981, cuando el italiano Luca Prodan trajo a Argentina una serie de instrumentos y equipos para armar una banda junto a amigos que había conocido el año anterior, cuando llegó a Córdoba para curarse de su adicción a la heroína.

Sumo tuvo una primera formación con la baterista inglesa Stephanie Nuttal, luego otra tras su partida durante la Guerra de Malvinas, y finalmente la definitiva que grabó los tres discos oficiales para el sello CBS: Germán Daffunchio y Ricardo Mollo en guitarras, Diego Arnedo en bajo, Roberto Pettinato en saxo, y Alberto “Superman” Troglio en batería.

Como invitado, Gonzalo “Gonzo” Palacios sumó su saxo en “Los viejos vinagres” y “Que me pisen”. Como dato particular, el tema “Heroin” pertenece a una vieja grabación de la segunda formación de Sumo, con el recordado Alejandro Sokol en batería.

La grabación se hizo entre marzo y abril de 1986. La producción del disco estuvo a cargo de la propia banda, con la supervisión de Walter Fresco, el director artístico de la compañía discográfica. El técnico de grabación en los estudios Panda fue Mario Breuer.

Para la tapa, Luca eligió una imagen de la obra conceptual del artista búlgaro Christo, titulada “Package 1961”.

“Llegando los monos” fue un éxito inmediato, las canciones tuvieron alta rotación en las radios FM y la banda no paró de tocar en vivo. Se presentó oficialmente el 9 de agosto de 1986 en Obras.