la cantante Virginia da Cunhia había demandado a los buscadores por «daños y perjuicios» al publicar material en la web sin su autorización y vincularlas a sitios porno.

vir

 

Virgina da Cunha, en 2009 un Tribunal de primera instancia había condenado a Google y Yahoo! a pagarle 100 mil pesos a la ex integrante de Bandana. Los buscadores no se quedaron quietos y apelaron. En ese momento, la Cámara Nacional Civil revocó aquel fallo diciendo que los buscadores son responsables de los sitios de terceros sólo cuando sean negligentes en bloquear resultados claramente ilegales.

En ese momento, el fallo de la sala A estableció que: «No basta que la información o el contenido existente en la Web y encontrado a través de los buscadores sea erróneo o aun lesivo para el honor, la imagen o la intimidad de una persona para que ésta tenga derecho a que le sea reparado el perjuicio causado. Comprobado el exceso o la ilegalidad, quien pretende el resarcimiento deberá demostrar la culpa o negligencia en que incurrió el buscador conforme al régimen general de responsabilidad por el hecho propio.»

Para María Baudino, gerente de Asuntos Jurídicos de Google en la Argentina, el fallo «claramente establece que los buscadores no son responsables por el contenido de terceros y recoge criterios de responsabilidad hoy aceptados internacionalmente.»

Ahora (2015), la Sala I de la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil, resolvió lo contrario. Las medidas fueron tomadas por los jueces Lorenzetti y Maqueda.